Cómo prepararse para ir al psicólogo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Antes de asistir a terapia psicológica

Una de las frases más típicas que escucho antes de asistir a terapia psicológica, es la siguiente: “pero… ¿qué le digo?”. Es decir, sé que quiero ir al psicólogo pero no sé qué decir. 

Cómo saber qué tipo de psicólogo necesito

Seguramente te preguntes cómo saber qué tipo de psicólogo necesitas. Pues bien, en este artículo te ayudaremos resolver tu duda y al mismo tiempo a conocer las claves para asistir de forma adecuada a las sesiones de psicología. Así que, te invitamos a que te quedes con nosotros, ¡allá vamos!

Primera visita al psicólogo

Comencemos por el principio. Si vas al psicólogo por primera vez, todas las dudas que te surjan pueden ser totalmente normales.

primera visita al psicologo que hacer

Es común al ir por primera vez al psicólogo sentirse inseguro, desconfiado y dudoso…

¡Pero tranquilidad!

Recuerda una premisa fundamental por la que se basa nuestro trabajo es por no entrar en juicios de valor. Es decir, te acompañaremos y escucharemos, asesoraremos y trabajaremos tus necesidades, pero nunca te juzgaremos.

Cómo comportarse delante de un psicólogo

Con total normalidad, esa es la mejor manera de cómo comportarse delante de cualquier psicólogo. Sin duda alguna.

Somos personas, trabajamos con personas y aceptamos cualquier circunstancia y personalidad.

como comportarse frente a un psicologo

No tienes que fingir comportamientos frente al psicólogo, no buscamos que cambies tu conducta por tenernos enfrente ni edulcorar las situaciones.

La empatía es otra de las habilidades terapéuticas con las que contamos y por esto mismo, preferimos siempre que seas tú (aunque entendemos que te sientas nervioso/a).

Qué pregunta un psicólogo en la primera sesión

Como seguramente te inquiete saber qué pregunta un psicólogo en la primera sesión, vamos a darte un anticipo real.

Lo ideal es hacer un repaso sobre la vida de la persona: etapas de evolución (infancia, adolescencia, edad adulta), relaciones familiares, sociales y afectivas, área académica y laboral, así como síntomas que puedan estar interfiriendo en el problema actual.

Qué no hay que decirle a un psicólogo

Acabamos de ver lo que se pregunta con mayor frecuencia pero puedes elegir tú el orden en el que se desarrolle la terapia. Incluso te animaremos a “vetar” los temas con los que aún no te sientas dispuesto/a para comenzar a trabajar. Por eso decidirás tú qué no hay que decirle a un psicólogo hasta que te sientas cómodo/a y preparado/a. 

Preguntas de un psicólogo a un paciente

Las preguntas de un psicólogo a un paciente dependen, en mayor medida, del problema inicial. Esto es, del propio motivo de consulta.

Es decir, si el problema inicial es una ruptura de pareja, aunque podamos hablar de temas relacionados con tu pasado y presente, las sesiones se enfocarán en el duelo por esa ruptura. 

Cómo te analiza un psicólogo

¿Te cuento un secreto? No “analizamos”. El psicoanálisis forma parte de una corriente psicológica concreta (si no has leído el artículo de terapia psicoanalítica y psicodinámica, te invitamos a que dejes abierto el enlace para luego echarle un vistazo).

como te analiza un psicologo

Por tanto, si te preguntas cómo te analiza un psicólogo, la respuesta es clara: no solemos “analizar” sin comunicárselo al paciente. Es cierto que otra de las habilidades terapéuticas con las que contamos, es con la capacidad de escucha activa y el conocimiento sobre las bases biológicas de la conducta.

¿Qué quiere decir esto? Pues que no analizamos pero sí interpretamos desde la psicobiología el por qué y para qué se actúa de un modo u otro ante una circunstancia o situación concreta. 

Las preguntas de un psicólogo a un paciente

Entre las preguntas de un psicólogo a un paciente, se encontrará una pequeña devolución de lo que sucede en cada sesión. Pero siempre contando previamente con la persona que tengamos en frente y llegando al acuerdo entre terapeuta y paciente. 

Cada cuánto se va al psicólogo

El ritmo y el orden lo eliges tú. Nos adaptamos a tu horario y necesidad, te ofrecemos la posibilidad de terapia presencial en infanto-juvenil y edad adulta, así como terapia online (en nuestra página web, en la zona de especialidades, te hablamos más sobre esto).

Lo ideal es ir, al inicio, una vez a la semana pero conforme vayamos avanzando y los problemas vayan disminuyendo, podremos distanciarlas en espacio y tiempo. Pero, insistimos, esto es lo ideal, aunque quizá no siempre sea lo más rentable (por incompatibilidad horaria y/o económica) o por considerar que con menos tiempo será suficiente. 

Conocer cuáles son tus necesidades

En nuestras sesiones también buscamos conocer cuáles son tus necesidades con la propia terapia, y no solo con el o los problemas que quieras trabajar. Así que, si te decides a contactar con nosotros, no dudes que tendremos en cuenta estos detalles también.

Todo fue creado pensando en ti, así que no olvides hacer clic en los enlaces para seguir informándote y te animamos a que continúes visitando nuestra página web, como por ejemplo, el artículo sobre cómo saber qué tipo de terapia necesito.

× Pedir cita